Bayas de goji

Imagen – Flickr/Lotus Johnson

La planta de Goji es un arbusto conocido como Lycium barbarum. La siembra de sus frutos puede resultar en algo bastante interesante, algo que se debe a que el cultivo de este tipo de bayas es bastante rústico.

Se trata de una planta que puede llegar a crecer con una gran facilidad, y cuando llega a su desarrollo completo nos concede el poder disfrutar de un delicioso y beneficioso fruto que en su mayoría conocemos con el nombre de Bayas de Goji.

¿Qué es el goji?

El goji es un arbusto de hoja caduca

Imagen – Wikimedia/Sten Porse

¿Cómo es el goji? Bien, esta es una planta arbustiva originaria de China que crece entre los 2 y los 4 metros de altura, por aproximadamente lo mismo de anchura. Sus ramas están protegidas por espinas, y tienen hojas lanceoladas de color verde que caen en otoño cuando llega el frío.

Las flores son acampanadas, y presentan cinco lóbulos de color rosa o violeta. Y el fruto es una baya carnosa de color rojo o anarajado que mide unos dos centímetros de largo.

¿Para qué sirve?

La planta como tal se utiliza mucho para decorar los jardines y terrazas. Es fácil de mantener bien, por lo que es interesante incluso para los que tienen poca experiencia. Pero sin duda son sus bayas lo que la ha convertido en un arbusto popular.

Y es que las bayas de goji tienen propiedades antioxidantes, es decir, que retrasan el envejecimiento. Esto es porque son ricas en vitamina A y C, las cuales son indispensables para poder mantener la piel con una mayor elasticidad.

Además, como tiene un contenido bajo en calorías, se puede incluir en las dietas para adelgazar. Pero, también debemos mencionar que son ricas en aminoácidos, calcio, potasio y fósforo, ácidos grasos omega 3 y omega 6, y 21 oligolementos entre los que se encuentran el magnesio, hierro, cobre, níquel, selenio y el cobalto.

Cuidados del goji

El Goji es un arbusto que puede crecer en excelentes condiciones en las regiones templadas, pero teniendo en cuenta que suele preferir un clima más cálido, debido a que tiene un mejor desarrollo en las condiciones que son de temperaturas más elevadas. Sin embargo, es importante saber que puede soportar temperaturas tan frías como los -10 grados centígrados, de ahí que resulte muy interesante saber cómo cuidarlo. Así que vamos a averiguarlo:

Ubicación

Las flores del goji son rosadas o violetas

Imagen – Wikimedia/Radio Tonreg

Esta es una planta que necesita sentir el paso de las estaciones por lo que la colocaremos fuera de casa, ya sea en el jardín o en una terraza. Además, es necesario que procuremos ponerla en una zona donde vaya a estar expuesta a la luz del sol, a ser posible de manera directa.

Ahora bien, si no es posible, otra opción es ponerla en semisombra, o al menos en un lugar donde haya mucha claridad. De esta forma, podrá resultarle sencillo producir las bayas de goji.

Tierra

  • Maceta: como la planta es pequeña, es interesante cultivarla en una maceta. Esta tiene que tener agujeros en su base, y ser lo suficientemente grande para que pueda crecer bien durante unos dos años. Esto significa que si el pan de tierra tiene un diámetro de unos diez centímetros por ejemplo, el recipiente nuevo que tenga debe medir unos veinte centímetros más o menos. En cuanto a la tierra, podremos utilizar sustrato universal de cultivo (en venta aquí).
  • Jardín: es importante tener en cuenta que el suelo necesita tener un excelente drenaje, ya que para que el Goji pueda tener un buen desarrollo, es necesario evitar los encharcamientos de agua en la parte de la base de dicha planta, de lo contrario ocurrirán daños que pueden estar a un nivel radicular.

Riego

¿Cada cuánto hay que regar al goji? En general, se debe de procurar que la tierra no permanezca seca mucho tiempo, puesto que las sequías prolongadas le perjudican. Por lo tanto, regaremos de manera más frecuente en verano que en invierno, puesto que es cuando la tierra tarda menos en secarse.

Asimismo, a la hora de regar, echaremos agua a la tierra, sin mojar la planta. Esto es especialmente importante si está expuesta a la luz del sol de manera directa, ya que si mojásemos sus hojas estas se quemarían. Ahora bien, otra cosa que podemos hacer es regar a última hora de la tarde, cuando el astro rey esté bajo.

Abonado

En primavera y durante todo el verano lo abonaremos usando productos de origen orgánico, como por ejemplo guano, estiércol, humus de lombriz, o mantillo. Lo único que hay que saber es que si lo cultivamos en maceta será preferible usar abonos líquidos para no entorpecer el drenaje del agua, y que se deben de seguir las indicaciones que estén especificadas en el envase de los productos.

Trasplante

Las hojas de goji son caducas

Imagen – Wikimedia/TeunSpaans

Hay que trasplantar al goji en primavera, y si está en maceta cada dos años aproximadamente. No es una planta que crezca muy rápido, pero al igual que todas, si se queda sin espacio dejará de hacerlo, y podría debilitarse mucho.

Multiplicación

El goji se multiplica por semillas, las cuales se tienen que sembrar en primavera, o bien en otoño si el clima es suave después de tenerlas en remojo unas seis horas. Se siembran en semilleros, ya sean macetas o bandejas con agujeros, rellenados con mantillo (en venta aquí), o si se prefiere, con tierra específica para semillero.

Evitaremos poner muchas en una misma zona, puesto que de lo contrario se crearía competencia entre ellas y podríamos perder unas cuantas. De hecho, lo mejor que se puede hacer es poner un par de ellas en una maceta que mida unos 10,5cm de diámetro, o una semilla en cada alvéolo si se opta por sembrarlas en una bandeja.

Rusticidad

Es un arbusto que puede cultivarse en el exterior todo el año en muchas partes de mundo, dado que resiste las heladas de hasta los -10ºC. Si en tu zona hiciera más frío, entonces no dudes en protegerlo con una tela antiheladas.

La cosecha del Goji

Las bayas de goji tienen propiedades antioxidantes

En el momento en que las bayas de goji se encuentran cerca de la maduración, es necesario que sean escogidas siendo bastante cuidadosos. Para eso, las tenemos que coger de una en una, pero a pesar de esto existe una técnica para tener una mayor seguridad de que dichas bayas se encuentran maduras.

Si queremos saber cuándo sude esto, tenemos que sacudir un poco el arbusto. Las bayas que hayan caído de forma natural y se hayan soltado, son las que se encuentran maduras al igual que listas para su consumo.

El secado de las Bayas de Goji

Para que las bayas se puedan secar, por lo general se utiliza un proceso que es industrializado, pero hay un par de formas que podemos implementar para secar dichas Bayas en nuestra propia casa.

El secado al sol

  1. Lo principal para este proceso es limpiar cada una de las Bayas.
  2. Colocamos las bayas extendidas al son en algún sitio que tenga muy poca humedad.
  3. Para este proceso es importante tener mucha paciencia y poco a poco comprobar el nivel de secado.
  4. Cuando las Bayas se encuentren secas y a nuestro gusto, podemos pasar a recogerlas y luego a guardarlas.

Secado al horno

A pesar de que esta es una técnica mucho más rápida, se utiliza mucha energía eléctrica, sin embargo también es una buena opción.

  1. Se limpian y se secan las bayas.
  2. Se colocan extendidas en una bandeja para hornos.
  3. Se introduce la bandeja con las Bayas en la parte de arriba del horno.
  4. Se deja la puerta del mismo abierta.
  5. Colocar a una temperatura de 150 °C.
  6. En medio día las bayas estarán completamente secas.

¿Qué cantidad de Goji se debe tomar al día?

Esto es mejor que te lo diga un nutricionista, pero en principio con 20-30 gramos al día se pueden ver y notar sus efectos a corto plazo. Es importante no sobrepasar esta dosis, puesto que no solo no es necesario sino que podría ser peligroso a largo plazo.

¿Cómo se comen las bayas de Goji?

Para consumirlas primero tienes que introducirlas en un vaso con agua durante unos minutos, hasta que se rehidraten. Después, podrás consumirlas tal cual, o preparando zumos con ellas. También puedes incluirlas en postres por ejemplo, como fruto seco.

¿Qué contraindicaciones tienen las bayas de Goji?

Las bayas de goji son alimentos muy nutritivos

Imagen – Wikimedia/ GiryaGirl

Aunque se consideran un alimento muy recomendable, no podemos olvidar que también pueden tener efectos secundarios. De hecho, hay una serie de grupos poblacionales que no deben de consumirlas, y son:

  • Embarazadas
  • Alérgicos al polen
  • Personas con la tensión baja y/o con problemas digestivos
  • Personas que tomen medicamentos o hierbas anti-coagulantes

Pero no solo eso. Si se compran bayas de goji, es importante asegurarse de que sean ecológicas, ya que de lo contrario la OCU nos alerta de a largo plazo podríamos acabar con problemas como la pérdida de la densidad ósea. ¿Por qué?

Según un estudio realizado por esta organización que puedes consultar aquí, en estas bayas no ecológicas se encuentran hasta 13 pesticidas distintos, como el Fenpropatrin; cobre en niveles altos, de entre 7,55 y 9,71mg/kg; y cadmio por encima del límite legal que es de 0,05mg/kg.

Esperamos que te haya sido de utilidad lo que te hemos comentado sobre el goji y sus bayas.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *